enlatada

Just another WordPress.com weblog

Siempre queda alguna lata de bordes cortantes abierta en el frigorífico.

leave a comment »

Y escucho que Junio por fin ha traido el verano a toda España, pero de su boca sólo sale vaho.

A ella la garganta le duele de vomitar con tanto esfuerzo hilos de alambre. Los mismos que le rajaron por dentro por idiota. Por no escupirlos entonces.

Concluye que la esperanza y la estupidez están separadas por una línea muy fina. Concluye que la primavera no siempre huele a flores, jabón y sexo.

Siempre queda alguna lata de bordes cortantes abierta en el frigorífico.

Anuncios

Written by mlhierro

junio 2, 2010 a 8:33 am

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: